Teléfono: 974 420 779

info@artmemori.com

La pérdida de un hijo, el amor incondicional

  • miércoles 14 de octubre de 2015

Escribo hoy esta reflexión acerca de la pérdida de un hijo/a ya que sois muchas las madres y padres que nos estáis acompañando en estos primeros pasos de nuestro proyecto, incluso algunos de vosotros habéis querido compartir vuestras experiencias de pérdida con nosotros. Muchas gracias por vuestro apoyo y participación.

 

Personalmente creo que el duelo por la pérdida de un hijo es uno de los más difíciles de elaborar por la gran cantidad de pérdidas que se dan al mismo tiempo. Sin ánimo de generalizar, explicaré que no hablo de más o menos dolor, ya que éste es subjetivo, ni de la importancia de la pérdida o la forma de elaborar el duelo, ya que sabemos que cada persona elabora el duelo de forma única y personal y cada persona vive la pérdida de su ser querido como buenamente sabe y puede.

 

Pero en el caso de un hijo confluyen muchas pérdidas y esto hace que haya mayores probabilidades de que se complique.

 

Uno siempre espera que por “ley de vida” le llegue la muerte antes que a sus hijos, y esto se percibe como una muerte no natural porque además, las circunstancias pueden ser percibidas como muy injustas por parte de los padres (ya sea por muerte debida a una enfermedad: “un niño tan pequeño no se merecía pasar por esta enfermedad”, o por accidentes o muertes repentinas: ¿Por qué a él/ella?, ¿Por qué tuvo que coger el coche ese día?, “Él salió esa noche con sus amigos a divertirse, no era su hora”).

 

Además, no sólo se pierde a un hijo/a y la posibilidad de acompañarle a lo largo de su vida, compartiendo sus logros, sus fracasos, su propia familia, nuestros nietos… en definitiva un montón de ilusiones, deseos y expectativas sobre él/ella y su futuro, ahora ya truncado. También se pierde el rol como padres, ese vínculo emocional tan fuerte, esa forma de amar, ser, estar, sentir, comportarse y pensar que sólo era posible dentro de esa relación padres-hijo/a. Y por otra parte, las relaciones sociales y los grupos de personas a los que se pertenecía como padres pierden aquello tan importante que compartían, su hijo/a.

 

Es casi imposible no poner en jaque el papel protector que se tiene como padres (“tenía que haberle protegido más”, “no pude protegerle”) y evaluar el comportamiento que cada padre/madre ha tenido con su hijo hasta que falleció, en definitiva cómo fue la relación (“no pude decirle todo lo que le quería”, “tenía que haberle apoyado, escuchado, … más”)

 

Como madre que soy (aunque no fue un camino nada fácil y tuve que elaborar varias pérdidas) no tengo más que recordar el momento en el que supe que iba a ser madre y todas las cosas maravillosas que han venido después y lo que ha cambiado mi vida para imaginarme el impacto y el dolor de perderlo y aun así, sé que en realidad debe ser mucho, mucho, muchísimo más de lo que me puedo imaginar.

 

Un hijo siempre es un hijo, tenga la edad que tenga”, incluso en las pérdidas perinatales, en las que uno ya comienza a sentirse madre /padre y también tengo en mi pensamiento aquellos padres que luchan y luchan incansablemente para poder llegar a serlo de forma natural, enfrentándose una y otra vez a la pérdida, y que se vive de una forma tan poco reconocida y tan invisible.

 

Me gustaría mostrar mi apoyo incondicional a esos padres a los que acompaño, en mi práctica profesional y con los que comparto tanto acerca del amor, de la vida, del dolor, pero sobre todo de su fortaleza, coraje y valor.

 

También por supuesto para todos aquellos que no conozco pero pueden leer este artículo. Y para terminar, quisiera dar las gracias a Cristina, una madre que ha compartido con nosotros la pérdida de su hijo Jordi, en dos cartas en las que por encima de todo nos transmite su amor incondicional y eterno hacia su hijo.

 

Un abrazo,


Marta.

 

SI SIENTES QUE NECESITAS APOYO PARA ELABORAR TU DUELO, PUEDES PONERTE EN CONTACTO CON NUESTRO SERVICIO DE APOYO PSICOLÓGICO Y RECIBIRÁS LA ATENCIÓN DE UN PROFESIONAL ESPECIALIZADO EN DUELO DEL GABINETE DE EXPERTOS DE ARTMEMORI

 

Comentarios

  • Jessica lunes 20 de julio de 2015

    hola! el 9 de agosto de 2013 perdi ami bb de 6 meses de edad, estoy con psikiatra y no lo puedo asimilar, en este momento estoy distanciada de mi pareja, siento y senti qe nunca me acompaño, el a parte tiene 2 nenes mas, y necesita dedicarle tiempo a ellos, entonces decici para alejarme, falta poko para qe se cumplan 2 años, y todavia me cuesta tanto salir adelante, el año pasado perdi un embarazo, y eso me fue peor…

  • Artmemori lunes 20 de julio de 2015

    Estimada Jessica, siento mucho la pérdida de tu bebé, han pasado dos años pero siento que está resultando muy difícil elaborar tu duelo. Ya que es un tema delicado y muy personal, recibirás una respuesta más personalizada a través del correo electrónico. Muchas gracias por confiar en nosotros y compartir tu experiencia en este blog. Un fuerte abrazo. Begoña

AGREGA UN COMENTARIO

El correo electrónico no será publicado.