Teléfono: 974 420 779

info@artmemori.com

¿Estamos preparados para organizar nuestro propio funeral?

Desde hace ya unos años, lo más cool en Estados Unidos es organizarse su propio funeral, al menos, garantizarse que se llevarán a cabo una serie de deseos y voluntades: desde cómo serán los recordatorios, dónde tendrá lugar la ceremonia, dónde se depositarán las cenizas o los vídeos y las lecturas que se realizarán durante el funeral. En la cultura anglosajona encontramos multitud de ejemplos de páginas web en las que se ofrece el servicio de organización del funeral: My Wonferful life o The Funeral Planner. El profesional encargado de organizarlo todo es el funeral planner quien se encarga de todos los detalles, al más puro estilo del “wedding planer”, organizador de bodas, figura ya muy conocida en nuestro país y también importada de Estados Unidos. En general, en todo el mundo occidental se observa una mayor toma de decisiones de los individuos ante lo que será su funeral. Así lo constata Claus Dieter Wulf, presidente de la Federación Europea de Servicios Funerarios en unas declaraciones realizadas recientemente para la Revista Funeraria: “Los rituales funerarios son más personalizados que hace unos años. Actualmente los familiares se involucran en la celebración de ceremonias en función de las voluntades de la persona fallecida y de sus propios deseos”. En España, teniendo en cuenta lo mucho que nos cuesta pensar en que un día nos vamos a morir, quizás sea más difícil que esta moda llegue a instaurarse. De momento, la gente empieza a plantearse seriamente la necesidad de preparar un documento de últimas voluntades para que, llegado el momento, la familia y el personal sanitario conozca la voluntad de cada uno respecto a cómo desea ser tratado al final de la vida. También existe una creciente preocupación acerca de qué ocurrirá con nuestra vida digital cuando abandonamos la vida terrenal. La gestión póstuma de la identidad virtual es un servicio que muchas funerarias empiezan a ofrecer de manera ya normalizada. Pese a las reticencias, de vez en cuando aparecen noticias que nos hace vislumbrar un cambio de actitud frente a la muerte. Hace unos meses se publicó la noticia de una mujer que organizó y celebró su propio funeral en Málaga. Sin llegar quizás a estos extremos, sí que es cierto que cada vez más personas se preocupan por dejar dicho cómo quieren que sea su despedida. Algunas personas porque la desean extremadamente sencilla, otras porque quieren algo más sofisticado. Algunas, para quedarse tranquilas de que no acarrearán problemas a la familia, lo dejan ya todo contratado incluso pagado. Ésta quizás sea la tendencia que apuntan los expertos.  Preguntado por la Revista Funeraria acerca de qué nuevas vías de negocio se vislumbran en el sector funerario, Claus Dieter Wulf respondía de la siguiente manera: “Los servicios funerarios <<precontratados>> serán clave en los próximos 20 años.” Y quizás esté en lo cierto, pues ya existe en el mercado incluso una aplicación para el Iphone que nos permite dejar por escrito cuáles son nuestros deseos y voluntades respecto a nuestro futuro funeral. No nos imaginamos a muchas personas en España, en la actualidad, organizándose su propio funeral pero atentos, que todo es cuestión de tiempo. En artmemori.com ya hemos puesto en marcha el servicio Mi voluntad sea para facilitar a nuestros usuarios la adecuada manifestación de sus deseos respecto a cómo quieren que sea su funeral. Desde el equipo de artmemori.com nos encargamos de transmitirlo a familiares y colaborar con las funerarias para que todo se cumpla según lo planificado.

Comentarios

AGREGA UN COMENTARIO

El correo electrónico no será publicado.